Una de las tendencias web que más se ha usado en los últimos años es la de utilizar menús hamburguesa. Este delicioso nombre es el que se le ha dado a este tipo de navegación, cuya funcionalidad permite que los elementos de la misma se mantengan ocultos, dejando así más espacio para el contenido de nuestra web, y mostrándolos solo al realizar alguna interacción con él.

Las palabras sitio web y página web, están estrechamente relacionadas entre sí, tal vez ese es el motivo de que, en algunas ocasiones, sean usadas como si fueran sinónimos aunque en realidad, hacen referencia a dos cosas diferentes.

Desde que se pusieron de moda las redes sociales muchas cosas sucedieron: (a) una gran mayoría de las empresas y negocios se lanzaron a Facebook para abrir “fan pages” y a Twitter para obtener cuentas para sus marcas de productos y servicios; (b) muchas de ellas también abrieron sus “canales” en YouTube; (c) las más atrevidas y/o visionarias abrieron sus “galerías” en Pinterest; (d) se crearon nuevos puestos de trabajo, diplomados y hasta maestrías pare convertir a profesionales del marketing o entusiastas de las redes sociales en “Community Managers”, “Social Media Experts”, “Social Media Managers”, “Influencers” o “Digital Strategists”.

El motivo de este artículo es diferenciar lo que son las páginas web estáticas y las páginas web dinámicas; tanto en lo que es su desarrollo, así como también en lo que a su costo se refiere.

El Diario 'La Voz del Altiplano' ha confiado en Cielo Creativo para colocar sus contenidos en Internet.

Sin importar el tipo de negocio, incluso nuestra profesión, es vital contar con una página web o portal.

Estamos en el mundo de las nuevas tecnologías, las redes sociales y los servicios de “nubes” o clouds, es por ello que debemos, de forma obligada, tener un portal, de lo contrario no existimos.

Cuando hacemos “surfing” en la web, podemos ver páginas que van desde “hoja de vida” hasta hoteles con páginas bien diseñadas, entonces, repito la pregunta: ¿Necesita mi negocio una página web?

Los costos de diseños y producción de una página web han bajado y ofrecen infinitas posibilidades, desde páginas gratis hasta costosas, con codificación hasta video integrado.

De hecho, los anuncios publicitarios, los pasacalles y hasta las tarjetas de negocios comienzan a tener colores azules al estilo de Facebook o Twitter, simplemente porque nuestra visión está cada vez más asociada a la web.

La respuesta es “si”, tu empresa necesita de una página web, que presente tus productos o tus experiencias en el mercado y las herramientas están allí mismo, en la web.

Con información de Voanoticias

Cada empresa tiene distintas necesidades en el ámbito digital, según el tipo de negocio que estés desarrollando y el tipo de producto o servicio que ofrezcas. Algunos necesitaréis vender en la red, otros ofrecer servicios, artistas y creativos necesitarán mostrar tus trabajos como un portafolio, otros presentar productos mediante un catálogo online, o compartir tus infinitos conocimientos mediante un blog.

Muchos pequeños empresarios y autónomos aún no disponen de una página web porque piensan que será difícil tecnológicamente para ellos mantenerla o que no les servirá para nada. Se siente identificado? Si es así atento, porque aquí veremos algunas ventajas que tienen las PYMES y pequeños empresarios que ya disponen de una página web en Internet.

La moda del el triángulo en diseño web de los últimos años ya pasó. Ahora es el momento del círculo.